Portugal

El partido de ayer no me gustó casi nada. Es que ni lo mejor que tenemos, la pareja de centrales + Busquets (para mí, lo mejor del equipo) me agradó y me dio sensación de poder. No había itinerarios para llegar al área de Túnez, los laterales no dieron el nivel esperado, Iniesta+Silva+Isco tampoco conectaron y arriba Rodrigo parecía insuficiente para los defensas tunecinos. Aún no he argumentado nada de la Selección, pero desde su convocatoria, me faltan “kilos” y “centímetros”.
Compra en nuestra tienda online botas de fútbol, equipaciones oficiales.

Este equipo no es aquél que contaba con Alonso-Xavi-Iniesta-Villa; para mí los elementos diferenciales de aquella Selección campeona de Europa y del Mundo. Pero es que tampoco tiene sustitutos de ese nivel. Al menos, no lo han demostrado todavía en sus equipos de manera regular (lo digo por Isco). El momento en el que está nuestra selección me recuerda a la España de 2002, la de Camacho. Y aquél equipo tenía una serie de jugadores especialistas (Joaquín en el dribling, De Pedro en el balón parado, Morientes en el remate de cabeza, Nadal-Hierro como pareja de centrales, Baraja como el hombre gol desde el medio,…) que este equipo no tiene. Jugadores que sin jugar bien, sin que el equipo esté a gusto, puedan hacer algo diferente. No sé, sigo pensando que Morata (Rodrigo), Javi Martínez (Nacho), Bartra (Odriozola) y Parejo (Thiago) debían haber sido incluidos entre los 23 y tener opción de un plan B. A día de hoy, si queremos tocar, los tenemos muy buenos, pero no ya a los mejores; si queremos correr, los tenemos muy buenos, pero no a los más rápidos; si queremos defender, tenemos a los mejores, pero ni están acostumbrados a ello, ni tienen recambio. Y si queremos cambiar de plan, solo veo diferencias en la elección del delantero y en el cambio de sistema. Ojalá me equivoque, pero esta Selección me da mucho aire a la de Iñaki Sáez.

Quizá la del 98 de Clemente, la de 2010 y la de Camacho hayan sido las que más me hayan gustado. De ellas, solo una llegó y pasó de semifinales (de hecho fue Campeona), pero las otras dos se quedaron fuera por pequeños (pequeñísimos) detalles. A esta Selección le veo poco recorrido.
Encuentra camisetas y equipaciones de la Liga: Real Madrid, Barcelona, Atletico de Madrid, Valencia, Sevilla.
Esto es un Mundial. Todos, todos dan mucho más de lo esperado. La expectación, el mundo que te mira, el amor por tu país, el escenario,… son muchas cosas las que hacen que un jugador normal pueda parecer una estrella, y un superclase, dando ‘sólo’ el 100% puede parecer menos de lo que es. Es uno de los motivos por lo que nunca me gustó fichar a un jugador destacado de un mundial para un club. Son cosas muy diferentes. El jugador de Selección puede entrar en una especie de paroxismo deportivo, donde todo le sale y rinde, por momentos, muy por encima de sus posibilidades.
A mí ese movimiento de Koke jugando como lateral derecho en salida para que Carvajal/Odriozola ganen altura y Silva haga de nexo entre los dos me parece muy positivo a nivel de sistema. A mí es que el del Atleti me parece que debe partir como titular.