Paulho Enrique El Ganso

Paulo Henrique Ganso está encontrando su espacio en Sevilla. El brasileño no está mostrando su versión más esperada, sobre todo si lo que esperamos de Ganso es algo similar a lo que se proyectaba hace ya cinco años, pero sí está consiguiendo exhibir una versión mucho más realista de lo que es a día de hoy. Una versión que, en resumen, le muestra como un futbolista con más jugadas que juego. Tenemos todas las camisetas de tus equipos y selecciones favoritas para adulto y niño
Precisamente por esto resulta realmente sorprendente acudir a los números: Ganso está dando 56 pases por partido. Esta cifra, muy alta para cualquier tipo de mediapunta, contrasta sin embargo con el impacto que están teniendo estos pases. Porque sí, Ganso la está tocando más que la temporada pasada, pero en realidad no se está notando. Su ascendencia sobre el juego sevillista, que todavía está por edificar, sigue siendo bastante parecida. Es decir: sigue siendo bastante pobre. El equipo parece necesitar más de la intervención de Pablo Sarabia para ganar en ritmo, sentido y vértigo que la de Paulo Henrique, pues los pases del brasileño rara vez contribuyen a acelerar o crear una ventaja… Salvo que ésta sea la definitiva.

Porque lo que sí tiene Ganso, lo que sí ha demostrado con más continuidad que cualquier otra cuestión, es un talento muy especial para la jugada de gol. Ahí, sobre todo a partir de un último pase creativo, afilado e inesperado, el futbolista brasileño es un plus para absolutamente cualquier ataque. Y más todavía si por delante tiene a jugadores con un gran desmarque de ruptura, caso de Ben Yedder o de un Luis Muriel que se está moviendo de maravilla al espacio a pesar de llevar solo un gol -por una cuestión de definición-. Además de esto, Ganso está exhibiendo en este comienzo de Liga una mayor presencia en el área. A partir de los centros laterales, que son muchos y de mucha calidad gracias a Escudero, Navas o Corchia, el brasileño está atacando el punto de penalti desde segunda línea.
Camisetas de fútbol de selecciones nacionales del Mundial 2018, no te pierdas!
Dos de estas jugadas ya han dado varios puntos al Sevilla del Toto Berizzo. No fueron consecuencia del juego, sino más bien del propio jugador, un poquito como suele suceder con el balón parado, pero de momento ésta es la manera que está encontrando el Sevilla de sumar. No será suficiente en febrero, quizás tampoco a partir ya de noviembre, pero mientras tanto sí va a ser muy necesario.
Al final hay que reconocer que Ganso es menos jugador de lo que apuntaba en sus inicios, o al menos es algo menos completo de lo que se preveía, quizás también sus graves lesiones han contribuido a ello. Por sus andares que son lentos e incluso por su lenguaje corporal parece que está a una velocidad por debajo de todo lo que ocurre a su alrededor… pero de repente te filtra un balón al espacio o un taconazo y es gol. 

Técnicamente es probablemente el mejor jugador del Sevilla y ya se puede decir que se ha adaptado al ritmo europeo así que si Berizzo le libera para que aporte ese punto de calidad en los últimos metros, un poco al estilo del mediapunta clásico, creo que puede ser rentable en forma de puntos.

El Amanecer de Mayoral

La presión que diseñó Zinedine Zidane contra la salida de balón de la Real y la capacidad de Modric, Isco y Asensio para esconderlo si sufren lo propio sembraron las bases de una victoria en Anoeta que les resultó más fácil de lo que cabía esperar. Una de las raíces del planteamiento de Zizou derivó de la lentitud del ataque txuri-urdin, que fue lo que le animó a soltar a sus interiores en persecuciones contra Illarramendi y acosos a Diego Llorente o Elustondo sin miedo a que una posible presión batida por parte de los de Eusebio fuera irrecuperable para los velocistas Carvajal, Varane y Theo Hernández. La otra, más ofensiva, se vinculó al notable envite de Borja Mayoral.
Compra en nuestra tienda online botas de fútbol, equipaciones oficiales.
El Madrid partía un déficit táctico asumido que emanaba de la posición de Isco como interior izquierdo. Cuando el andaluz ejerce de Kroos, exhibe una movilidad pareja a la que le hace brillar como mediapunta y fuerza al colectivo a inventarse nuevas hojas de ruta para salir jugando desde atrás e instalar la posesión arriba, ya que la vía principal suele radicar en el triángulo Ramos-Kroos-Marcelocon el alemán siendo el más fijo en zona de falso lateral izquierdo. Sin dicho mecanismo, se pierde orden y las exigencias técnicas y de acierto en los movimientos se multiplican de cara a mantener la pelota controlada, y fue Borja Mayoral quien, con sus incesantes y moderadamente precisos apoyos, contrajo las obligaciones de Benzema para poner de cara al triángulo de Las Bermudas (Modric-Isco-Asensio), que fue el que desnaturalizó el fútbol del hasta ayer colíder. La Real Sociedad sufre si la presión ajena tapona su salida desde atrás, pero definitivamente se evapora si se le imposibilita recuperar la posesión cuando se lo propone. Así, pierde su sentido.

Encuentra camisetas y equipaciones de la Liga: Real Madrid, Barcelona, Atletico de Madrid, Valencia, Sevilla.
Dominado el encuentro allá donde iba a definirse, el único desafío que le quedaba al Madrid para vivir tranquilo en Anoeta residía en la banda derecha que protagoniza Álvaro Odriozola, que es un chico encaminado sin remedio a convertirse en uno de los mejores de Europa en su posición. Su ligera velocidad, la autosuficiencia que le otorga su regate y la valentía para recoger responsabilidades que subyace de su fe le alzan como un clavo ardiendo para Eusebio incluso cuando nada de lo demás funciona bien. Sin embargo, ante Theo Hernández no pudo dominar. La actuación del lateral izquierdo blanco fue tremenda en lo defensivo y condicionante en la parte de arriba, en lo que fue la primera batalla para el recuerdo de dos niños dotados para regalarnos varios duelos inolvidables a lo largo de la década que se nos presenta. Quizá (ojalá) haya nacido una rivalidad.
“a mejor noticia en clave Real Madrid (junto con los tres puntos, claro). Le vi con un puntito de pausa que no le había visto como futbolista blanco hasta anoche. Solo se aturulló en una contra en la que apareció por el medio, donde la cabeza no pensó tan rápido como galopaban sus piernas. 

Y qué partido otra vez de Asensio. Juega como si tuviese 28 años.”

Cuarenta paseos y un infierno

Algo más de dos mil quinientos kilómetros separan Wolfsburgo de Sevilla. Dos mil quinientos kilómetros y cuarenta partidos de fútbol, con sus trampas, con sus emboscadas, con sus rivales ansiosos y sus situaciones de riesgo. Cuarenta partidos, desde aquel de Wolfsburgo del pasado mes de abril, durante los cuales nadie había sido capaz de bajar de la nube de la imbatibilidad al Real Madrid de Zidane. Dos partidos consecutivos necesitó el Sevilla de Sampaoli, probablemente el equipo más en forma y que mejor rendimiento saca de sus activos de todo el panorama nacional. Porque la victoria de ayer (2-1) comenzó ya a fraguarse en el partido copero disputado el pasado jueves sobre el césped del Sánchez Pizjuán.
Tienda de camisetas baratas de futbol, nuevas camisetas del mundial 2018.
No se entiende bajo otra perspectiva que no sea la del respeto infundido por el feudo sevillista al técnico meregue la alteración táctica de su formación para rendir visita al Sevilla por segunda vez en cuatro días. Zidane, tal vez consciente de la que la posibilidad de disponer del balón estaría muy disputada, apostó por una defensa formada por tres centrales (Nacho, Varane y el hiperbólico Ramos) sacrificando a uno de sus tres habituales estiletes ofensivos. Ese fue el primer paso hacia al triunfo de Sampaoli. El técnico argentino ha conseguido en un tiempo récord armar un equipo confiado y capaz hasta el punto de obligar al campeón de Europa a trabajarse otro plan para tratar de salir indemne de la visita a sus tierras. Llegado a este punto, cabe señalar que el simbolismo del cambio táctico de Zidane resulta abrumador, porque no se trata de un marcaje especial a un determinado futbolista rival, ni de optar por un mediocentro más o menos creativo. Su cambio de dibujo táctico comprende un sacrificio consagrado a la ascendente sevillista, renunciando a presencia ofensiva a cambio de tener los pies bien tapados para afrontar las inclemencias hispalenses. Sampaoli infunde respeto hasta al equipo más poderoso del continente.Camisetas y equipaciones de la La Ligue 1 francesa: Paris Saint Germain, AS Mónaco, Marseille.
Es el Sevilla, comenzando por su banquillo, un equipo desmesurado. Un equipo que todo lo dramatiza y que todo lo hace con el corazón en un puño. Se siente cómodo en ambientes encendidos y no cede a la presión que podría haber supuesto un partido con la exigencia del de ayer. Da la sensación de tener todo siempre bajo control y de que cuanto más rápido ocurran las cosas sobre el césped y más altas se midan las pulsaciones, más infranqueable resulta. Por eso ocurrió que el Sevilla pareció encontrar el hilo de vida que buscaba cuando el partido se desbocó en su tramo final. Por eso el empuje en el gol en propia puerta del omnipresente Sergio Ramos. Por eso la determinación en el golpeo desde fuera del área del recién aterrizado Jovetic. Si alguien quiere derribar a este Sevilla, no debería aceptar su permanente invitación a jugar sobre las brasas incandescentes del fútbol más pasional.

El que manda

El que manda siempre es el que manda. Y lo es lleve razón o no. En casa, en la clase del instituto, en la oficina y en el equipo de fútbol. La vida te enseña muchas cosas sin necesidad de un manual de instrucciones. Lo hace a hostia limpia y sin advertencia previa, para que aprendas. Te enseña, por ejemplo, que discutir la autoridad estando en el peldaño inferior suele acabar en tragedia. La rebelión es puro idealismo y cosa de literatura. Tratar de negar la firmeza de un despótico ‘porque yo lo digo‘ y buscarle la rendijita por la que contraatacar es reventar un muro a cabezazos.Camisetas oficiales, equipaciones completas, botas de fútbol, chandals, sudaderas y chaquetas.
Fabián Orellana (Santiago de Chile, 1986) está a un paso, otra vez, de dejar de ser jugador del Celta. Y lo está porque Berizzo, en el ejercicio de su autoridad suprema dentro de la parcela deportiva viguesa y haciendo lo que le tocaba, lo ha dicho. ‘Búscate otro equipo. Porque yo lo digo‘. Tras lo que parece una situación irreconciliable, no habrá más Orellana en el Celta mientras el Toto se siente en el banquillo. Reconducir una salida de tono o un acto de indisciplina es menester habitual en el fútbol profesional. Un par de ruedas de prensa, unas disculpas sosegadas y (más o menos) sinceras y pelillos a la mar en beneficio de todos. Pero lo del centrocampista chileno parece tener otros matices como circunstancia agravante que encuadran su desplante dentro de una categoría superior. Amén de su reincidencia, consecuencia de un carácter díscolo sobradamente demostrado en el pasado y que ya le ha procurado enfrentamientos con Luis Enrique y Sampaoli, el detonante de la explosión ha sido calificado por el propio Berizzo como una ‘falta de respeto‘. No hay argumentos para defenderlo, por más que su importancia en el equipo sea, o haya sido, capital.Encuentra las botas de futbol que mas se adapte a tus características
También es cierto, no nos desviemos del punto de vista práctico, que es menos gravoso para el devenir del equipo prescindir de un futbolista mediada la temporada que hacerlo del cuerpo técnico en pleno. Cubrir el hueco dejado por el primero siempre resultará menos traumático y generará menos inestabilidad en el colectivo. Con todo, y bajo la seguridad del respaldo inequívoco de su junta directiva, la inflexible postura de Berizzo parece ser la que uno espera dentro de un vestuario profesional. La voz de la autoridad debe mostrarse firme, contundente e infranqueable frente al chantaje. La sana y productiva convivencia dentro de un club de fútbol exige la presencia de ciertos referentes con el privilegio de la inviolabilidad. Son puertas cerradas, alambradas que no se saltan, arroyos que no se vadean, muros que no se derriban. Gritos y dedos amenazantes que dan paso a la inquieta quietud posterior a la riña. Orellana es agua pasada en Vigo. Y no se va con la tristeza melancólica habitual de las mudanzas y los cambios de residencia. En las maletas de Fabián dicen que hay grandes dosis de alivio y de liberación por haber conseguido forzar una salida que no le correspondía merced a un trato que su club no se merecía. Es la misma sensación de liberación que deja atrás. La hoy densa atmósfera de A Madroa volverá poco a poco a recuperar su tono habitual. Y el Celta seguirá respirando.
En DDF| El Toto y el Loco

Puedes comprar camisetas del Real Club Celta de Vigo en Classic Football Shirts, la tienda online especializada en camisetas de fútbol de todo el mundo.

Las Fases

Decía la semana pasada Quique Sánchez Flores que la efectividad de su RCD Espanyol está directamente relacionada con la forma en la que llega su equipo a la zona de ataque. Que no es lo mismo plantarse dos veces en mano a mano ante el portero, como hizo su equipo ante el Leganés, que disparar cinco veces desde el fuera del área o centrar más de diez desde los costados. Ciertamente esto parece indiscutible. La cuestión es: ¿cómo lo consigue el Espanyol?
Camisetas de Fútbol de las Selecciones del Mundial 2018.
Contención. Aunque Jurado y José Antonio Reyes maticen la propuesta perica cuando ambos son de la partida, lo cierto es que el equipo de Quique Sánchez Flores es, junto al Deportivo Alavés, el que más tiempo pasa en campo propio. Su repliegue, medio a veces y bajo casi siempre, no tiene puntos débiles. El doble pivote es muy sólido, los de fuera siempre retornan, la pareja de laterales es una de las más fuertes a nivel defensivo y, por supuesto, el trío que forman los centrales y el portero son garantía competitiva. Al Espanyol nunca le desbordan. Y, de hecho, normalmente tardan mucho tiempo en siquiera acercarse.
Concesión. Cada minuto que pasa sin que nada pase acerca al Espanyol a su objetivo. Los rivales, cansados de estrellarse contra dos muros de cuatro hombres, comienzan a asumir más riesgos, a realizar pases indebidos y, por ende, a conceder oportunidades fruto de aceptar desordenarse para desordenar al conjunto catalán. Sus laterales se sueltan, algún medio realiza alguna aventura atrevida, no le guardan el sitio… Y llega el error.
Penalización. En ninguna ciudad del mundo se penalizan los errores como en Barcelona. En lo referente a la parte blanquiazul de la misma, Quique encuentra en Gerard Morenoal perfecto hilo conductor de cada una de las concesiones que los rivales puedan ir realizando a lo largo de un partido. A partir del juego de espaldas, sus caídas hacia las bandas, su sentido asociativo y su posterior olfato goleador, el Espanyol no necesita demasiados elementos para crear peligro. Basta un pase filtrado de Jurado, un toque de Gerard y una carrera de Pablo Piatti, quien además de correr está viendo puerta de todas las maneras posibles.
Encuentra camisetas y equipaciones de la Liga: Real Madrid, Barcelona, Atletico de Madrid, Valencia, Sevilla.
Éstas son las tres fases que han posibilitado que el Espanyol sea uno de los equipos que más puntos gana pasado el minuto 80 de partido (5 puntos) y, sobre todo, que sea el equipo que menos necesita chutar para marcar gol en la segunda parte (4’95 disparos por tanto). Y Quique Sánchez Flores sabe que no es casualidad.
 Espanyol es que le falta gol, y a partir de ahí el margen de maniobra es complicado. Y no sé si la idea de Leo Batistao de jugar en banda puede ayudar a mejorar este aspecto. Es curioso que parezca cómo si ya no bastase construir una de las mejores defensas del campeonato para estar en el top 5 de la liga. 

Y llegados a este punto, ¿David López “es” central o centrocampista? De ser lo primero, hasta se le deberían abrir las puertas de la selección.

Celta en la semifinal

Ya nadie le podrá olvidar. Eduardo Berizzo escribió ayer su nombre en los libros de historia del Celta de Vigo como el primer entrenador que consiguió llevar al club gallego a unas semifinales europeas. Su éxito, cimentado en la constancia y regularidad, se podría resumir en la madurez competitiva que demostró anoche su equipo en tierra hostil. Porque el rival es quien decide qué retos te plantea, pero en tu mano siempre está la manera en la que tratas de responderlos.
Tienda de camisetas baratas de futbol, nuevas camisetas del mundial 2018.
Cinco minutos tardó el Celta en hacerse con el timón del encuentro en el Luminus Arena. Bastaron un par de acciones al contragolpe de Iago Aspas para que los de Berizzo se soltaran y fluyeran como en un partido normal, aunque ni lo fuera ni lo afrontaran como tal. La idea del técnico argentino pareció partir de una premisa clara que no sólo revela un obvio conocimiento de la competición y del rival, sino sobre todo una plena consciencia de lo que es su equipo: por un lado estaba el hecho de que cada gol del Celta iba a valer más que el anterior, por el otro la creencia de que a los de Balaídos les iba a resultar más fácil asegurar el gol en la portería de Ryan que el cero en la de Sergio. En base a esto, el Celta nunca defendió el resultado, sino que lo atacó. Y lo hizo desde diversos frentes.

Los de Berizzo buscaron controlar el ritmo desde la posesión, agredir la fragilidad defensiva del KRC Genk desde la transición y defenderse de su alegría ofensiva desde la defensa de los costados. Y todos lo tuvieron claro. Aunque nadie contribuyó más que Pione Sisto a la hora de convertir estas intenciones en el contexto táctico del partido. El extremo danés se erigió en un segundo Iago Aspas, tanto para lo bueno como para lo mejor. No negoció ni una vez un esfuerzo defensivo a la hora de perseguir al lateral rival, buscó una y otra vez habilitar una línea de pase vertical para desahogar la salida de balón, ofreció constantemente un apoyo para asegurar el control de la posesión y, por supuesto, fue fundamental a la hora de agredir a los belgas, rajando su sistema por dentro con conducciones que comenzaban levantando a cada seguidor vigués de su asiento y acababan, como mínimo, con los brazos izados a media asta.
Encuentra zapatillas y botas de fútbol baratas:Magista, Mercurial superfly, Tiempo.
Su actuación además de brillante fue completísima. Sobre todo porque en cada una de estas acciones no sólo contribuyó a reforzar el plan colectivo, sino que iban arrastrando a sus compañeros para que hicieran lo propio. Es decir, exactamente lo que hace Aspas cada día -y el de ayer no fue una excepción-. Y por eso el Celta siempre estuvo más cerca del gol que el Genk. Como escribía Javier Benavides, “el gol local parecía probable; el visitante, inevitable”.

Eduardo Berizzo, antes icono como futbolista, ahora leyenda como entrenador, ha conseguido ir ganándole terreno a ese vértigo tan característico que siempre ha tenido el RC Celta de Vigo cada vez que la historia ha llamado a su puerta. Primero en Sevilla, luego en Vitoria, ayer en Genk y quién sabe si próximamente en Estocolmo.

Una Conversación con el Ajax

El Ajax vuelve a una final europeo tras muchos años lejos de su aristocrática posición entre la élite del Continente. Con un entrenador sin pasado en el Ajax, con una generación de chicos sin casi experiencia competitiva y tras una temporada que se complicó mucho nada más comenzar, el conjunto holandés ha conseguido dar la sorpresa gracias, en parte, a que el proyecto del club no comenzó en verano, sino mucho antes. De todo esto, desde el trabajo de Frank de Boer al de Peter Bosz pasando también por las apariciones de Kasper Dolberg o Davinson Sánchez, pudimos charlar con Tomàs Martínez Pés.
Tienda de camisetas de las Selecciones para el Mundial 2018, de alta calidad y al mejor precio.
Me gustó mucho una reflexión que lanzó Albert Morén recientemente acerca de cómo, en realidad, este éxito del Ajax en 2017 no ha sido una consecuencia inmediata de una “vuelta a los orígenes”. Esta reformulación del proyecto existe, pero desde hace ya un tiempo. Es verdad que ahora ha cosechado su primer gran impacto europeo, que lo lidera un equipo muy joven y con bastante potencial, pero el Ajax de Amsterdam lleva años tratando de adaptar su ideario a un fútbol contemporáneo que no sólo a nivel táctico, sino también a nivel socioeconómico, le ha ido obligando a cambiar ciertas cuestiones.
 Repasando partidos, sobre todo de Europa League, me he encontrado con un Ajax de Bosz menos potente de lo que pensaba. Es cierto que tiene mucha calidad, que la propuesta colectiva demuestra mucha personalidad, que la juventud del equipo transmite sensaciones muy positivas… Pero también me parece que el camino del Ajax en la propia EL ante Copenhague, Schalke y Lyon muestra a un equipo que demuestra ser mejor sin prácticamente nunca ser superior. No sé si me explico…
Es que en el apartado defensivo la idea de Bosz es montar un bloque medio-alto en forma de 4-5-1 en la que van saltando los cinco hombres del medio según la zona del campo en la que el rival tenga la pelota. Pero al final esto, más que algo colectivo, parece una serie de esfuerzos individuales. Porque el Ajax de Bosz corre mucho, hacia todos lados y en todo momento. No tengo tan claro que corra bien, precisamente creo lo contrario, pero su presión ha marcado diferencias en Europa League.
Camisetas y equipaciones de la La Ligue 1 francesa: Paris Saint Germain, AS Mónaco, Marseille.
Bosz decía en una entrevista que la regla de “los tres segundos” que tiene el Barcelona para recuperar el balón en su caso debía ser de cinco, porque no son tan buenos, no pierden la pelota con tanta calidad y, por ende, no pueden ordenarse tan bien. Y lo hacen, les sale bien y, por eso, luego en ataque pueden mostrar con aún más efectividad esa capacidad que tienen la mayoría de sus futbolistas para pasar, desbordar y, sobre todo, conducir hacia portería. Porque no son solamente los tres atacantes, sino también ambos interiores. Igual a nivel coral con el balón tampoco es un equipo trabajadísimo en cuanto a fluidez se refiere, pero gracias a esta presión brilla lo mejor que tiene: el talento individual.

El Amanecer de Mayoral

La presión que diseñó Zinedine Zidane contra la salida de balón de la Real y la capacidad de Modric, Isco y Asensio para esconderlo si sufren lo propio sembraron las bases de una victoria en Anoeta que les resultó más fácil de lo que cabía esperar. Una de las raíces del planteamiento de Zizou derivó de la lentitud del ataque txuri-urdin, que fue lo que le animó a soltar a sus interiores en persecuciones contra Illarramendi y acosos a Diego Llorente o Elustondo sin miedo a que una posible presión batida por parte de los de Eusebio fuera irrecuperable para los velocistas Carvajal, Varane y Theo Hernández. La otra, más ofensiva, se vinculó al notable envite de Borja Mayoral.
Encontrarás las novedades sobre camisetas de futbol de clubes y selecciones.

El Madrid partía un déficit táctico asumido que emanaba de la posición de Isco como interior izquierdo. Cuando el andaluz ejerce de Kroos, exhibe una movilidad pareja a la que le hace brillar como mediapunta y fuerza al colectivo a inventarse nuevas hojas de ruta para salir jugando desde atrás e instalar la posesión arriba, ya que la vía principal suele radicar en el triángulo Ramos-Kroos-Marcelocon el alemán siendo el más fijo en zona de falso lateral izquierdo. Sin dicho mecanismo, se pierde orden y las exigencias técnicas y de acierto en los movimientos se multiplican de cara a mantener la pelota controlada, y fue Borja Mayoral quien, con sus incesantes y moderadamente precisos apoyos, contrajo las obligaciones de Benzema para poner de cara al triángulo de Las Bermudas (Modric-Isco-Asensio), que fue el que desnaturalizó el fútbol del hasta ayer colíder. La Real Sociedad sufre si la presión ajena tapona su salida desde atrás, pero definitivamente se evapora si se le imposibilita recuperar la posesión cuando se lo propone. Así, pierde su sentido.
Compra en nuestra tienda online botas de fútbol, equipaciones oficiales.
Dominado el encuentro allá donde iba a definirse, el único desafío que le quedaba al Madrid para vivir tranquilo en Anoeta residía en la banda derecha que protagoniza Álvaro Odriozola, que es un chico encaminado sin remedio a convertirse en uno de los mejores de Europa en su posición. Su ligera velocidad, la autosuficiencia que le otorga su regate y la valentía para recoger responsabilidades que subyace de su fe le alzan como un clavo ardiendo para Eusebio incluso cuando nada de lo demás funciona bien. Sin embargo, ante Theo Hernández no pudo dominar. La actuación del lateral izquierdo blanco fue tremenda en lo defensivo y condicionante en la parte de arriba, en lo que fue la primera batalla para el recuerdo de dos niños dotados para regalarnos varios duelos inolvidables a lo largo de la década que se nos presenta. Quizá (ojalá) haya nacido una rivalidad.
“a mejor noticia en clave Real Madrid (junto con los tres puntos, claro). Le vi con un puntito de pausa que no le había visto como futbolista blanco hasta anoche. Solo se aturulló en una contra en la que apareció por el medio, donde la cabeza no pensó tan rápido como galopaban sus piernas. 

Y qué partido otra vez de Asensio. Juega como si tuviese 28 años.”

Mou

El Manchester United de José Mourinho goleó al Everton por 4 goles a 0. Ya sin Paul Pogba, el líder de la Premier mostró la buena salud de su sistema, que sin brillar se dejó ver en todo momento para poder controlar y descifrar el muro de Ronald Koeman. El Manchester United sigue pareciendo el equipo que con mayor naturalidad maneja el ritmo medio de este campeonato y ayer volvió a demostrarlo. Con Matic y Fellaini en el doble pivote, los diablos rojos miraron a las bandas para agitar a su oponente. La movilidad de sus mediapuntas, mezclando la horizontal con la ruptura resultó decisiva para explicar el triunfo.
José Mourinho: “La Premier League se está volviendo muy defensiva. Muchos equipos intentan jugar con cinco en defensa más dos o tres en el centro del campo, algunos con cuatro”.
El sistema del United tiene la particularidad de ser bastante equilibrado en lo que se refiere a la gestión del juego, es decir, sale, construye, profundiza y finaliza sin sobrecargar en exceso del juego. En ese sentido, cuando sus rivales sitúan a muchos hombres por detrás de la pelota, como así suele proceder el Everton de Koeman, dispone sobre el campo de soluciones tanto en los costados como en el corazón del campo. Sucede que sin Pogba seguramente necesite más intervención de sus hombres exteriores para mantener su ataque arriba. Ashley Young (91 veces), lateral izquierdo, y Nemanja Matic (99), pivote del mismo sector, fueron, con mucha diferencia, los hombres que más tocaron la pelota en las filas del portugués.
Todos los artículos de fútbol camiseta,buzos, zapatillas y botas, sudaderas y mucho más
En términos de creatividad no puede decirse que el United, más si estos dos jugadores tienen tanto protagonismo, sea un equipo con jugadores especialmente creativos en esas zonas pero lo compensa con la movilidad de sus mediapuntas. Mkhytarian, mediapunta en la tarde de ayer, discontinuo en los movimientos sin balón que dan fluidez al sistema y sus jugadas, fue esta vez el hombre que tiró diagonales, acompañó los contragolpes y generó la movilidad necesaria para que la creación de los medios tuviese más claro los espacios a activar. La mediapunta, poco fijada y sí intercambiada, llevando la pelota hacia las bandas para encerrar a los toffees, fue una razón para explicar cómo el United pudo enfrentar y solventar un planteamiento que exige un plus de creatividad a los que más tienen y tocan la pelota.

Ha empezado muy mal la temporada el Everton de Koeman. Creo que no se pueda explicar solamente con la marcha de Lukaku. A ver si es otro West Ham de turno que con muchos fichajes nuevos y tanto dinero gastado.Hace una muy mala temporada. 
Encuentra camisetas y equipaciones de la Liga: Real Madrid, Barcelona, Atletico de Madrid, Valencia, Sevilla.
¿Que sería de la Liga con el dinero que tienen en la Premier? Os imagináis el Eibar por ejemplo pudiendo fichar como el Everton? 
Y ya digo que con el poco dinero que manejan los clubes españoles pienso que hacen las cosas de maravilla.
Luego de ver esa locura de verticalidad que fue el Arsenal – Chelsea, me pareció un contraste muy fuerte ver el ritmo más pausado al que jugaba el United, que me hace pensar que al United le irá mejor en Europa que al Chelsea o al City.

De Gea

Navas, Escudero, Sarabia y Correa invocaron el espíritu de las grandes noches y convirtieron el Ramón Sánchez Pizjuán en aquello que fue en los tiempos épicos de Dani Alves y Frederic Kanouté. Se vivieron 90 minutos intensos, emocionantes, de comunión entre equipo, grada y escudo, y se logró que Jose Mourinho y su Manchester United se viesen inmiscuidos en un tipo de fútbol que no les interesaba. Ese fue el gran éxito del Sevilla y del sevillismo. Pero después del mismo, esperaba un imbatible David De Gea que es, hasta hoy, no sólo el portero, sino también el as más decisivo de esta Champions League.
Tienda de camisetas baratas de futbol, nuevas camisetas del mundial 2018.
De inicio, Montella optó por lo de siempre y Mourinho tomó decisiones adaptadas. En concreto, dibujó un 4-3-2-1 en el que sacrificó a Paul Pogba en beneficio del joven centrocampista Scott McTominay, un chico de gran planta y despliegue físico que en calidad de interior izquierdo parecía tener la misión de entorpecer las acciones de Ever Banega. En total, hasta cinco jugadores del United saturaban el carril central, que es donde el Sevilla, desde la sociedad Banega-N´Zonzi, más toca la pelota. Y donde más la tocó (su doble pivote se asoció hasta en 45 ocasiones). Sin embargo, la energía del Sevilla y, en especial, la valentía de sus dos laterales, Jesús Navas y Sergio Escudero, pesó más sobre la velocidad del partido que el atasco interior mascullado por Mourinho. Los dos españoles asumieron responsabilidad, progresaron sobre el campo y metieron ritmo al juego en cada participación. Las sensaciones visuales conectaban más con las pretensiones de Montella que con las de los Red Devils.
El problema del Sevilla FC se presentaba a la hora de transformar su dominio territorial y rítmico en ocasiones de gol. El hecho de que, pese a la omnipresencia de N´Zonzi y Banega, fuesen Escudero y Navas los motores prácticos del ataque hispalense derivaba en que las recepciones de Correa y Sarabia se produjesen de un modo muy vertical y plano: el juego estaba abierto y seguía abierto, es decir, el sistema defensivo inglés no era removido. Cuando, de la forma más habitual, Correa recibía la pelota desde Escudero y se disponía a encarar a Valencia -sobre quien exhibía una superioridad individual evidente-, se topaba después con un mínimo de dos ayudas escalonadas prestas a abortar sus iniciativas. Quizá, se echó en falta una relación más prolífica entre el Mudo Vázquez y sus extremos de cara a mezclar y sorprender. Así, se podrían haber marcado diferencias de mayor rentabilidad.
Al fin y al cabo, medirse a un fenómeno siempre altera el cauce natural de las cosas. El Manchester United tiene uno bajo palos y, para batirle, se requiere: o de un volumen ofensivo que Mourinho reduce con su acumulación, o de una finura en la definición que el Sevilla no tiene dinero para comprar, o de una claridad en las ocasiones a resolver que, debido a lo expuesto, el conjunto de Montella no propició.
Camisetas de fútbol de selecciones nacionales del Mundial 2018, no te pierdas!
Lo que, en la práctica, sí hizo muy bien el Sevilla fue controlar la transición ofensiva del Manchester United; el guardameta Sergio Rico pasó por ser el futbolista menos exigido del encuentro.